Posteado por: physis | 17/05/2010

Los swaps no son seguros, sino intereses

Actualización:

El juez anula un contrato ’swap’ del Banco Santander, que produjo 150.000 euros de pérdidas a una pyme.

Un seminario de jueces de lo Mercantil a principios de año ha hecho saltar las alarmas en los bancos. El motivo son sus conclusiones sobre el tratamiento que deben recibir los swaps sobre tipos de interés variables en la financiación recibida por una empresa que acaba cayendo en concurso, una cuestión que la actual Ley Concursal no dejaba del todo claro.

Para los jueces de Barcelona, que marcan tendencia en el ámbito mercantil, si una misma entidad que ha dado financiación a tipo variable a una empresa, luego vende al mismo cliente un seguro sobre el tipo de interés (swap), el juzgado de lo Mercantil ve el crédito ante un eventual concurso como un crédito a tipo fijo, no como financiación a tipo variable más un seguro.

Lo interesante de esta sentencia es que empresarios y administraciones públicas podrían revisar contratos que se han vendido como “seguros” y en consecuencia no lo son. Es decir, podrían quedar modificados por el juez tras alzarse la correspondiente demanda y restituirse las cantidades abonadas bajo la figura de indefensión. En efecto, el que contrata cree firmar un seguro, pero firma realmente un swap de tipo de cambio que ya tiene sentencias contrarias a la forma jurídica de seguro. La indefensión viene derivada de que el cliente firmaba un contrato donde en una de sus cláusulas admite que conoce las características del producto y los riesgos derivados del mismo. Pero el firmante no es informado de que lo contratado termina en un mercado secundario, debiendo en caso de cancelación pagar el valor actual de todas las liquidaciones futuras que estén pendientes a esa fecha, calculado con el tipo de interés del mismo momento en que se va a ejecutar la orden. Así, clientes que tienen que abonar 800 o 1.000 euros trimestralmente, tienen que pagar en muchos casos la friolera de más de 20.000 euros para poder cancelar este producto

Más información en Expansión. También en Asuapedefin’s Blog, donde se analizan con detalle varios casos.

Joaquín Ferrer Benat.

Anuncios

Responses

  1. Inmerecido, para España, Juan Manuel de Prada diciendo la verdad; penoso ver cómo se altera el patio de cotorras biempensantes.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: