Posteado por: physis | 30/07/2010

A vueltas con el sobreendeudamiento de España

Si nos paramos a analizar el total del balance financiero de nuestro país, este alcanza los 9,02 billones de euros en 2009, lo que supone un 858% del PIB nominal de la economía española. Además, si analizamos el incremento desde el año 2002, este ha sido muy notable, pasando de un 600% a casi un 850% en 2009, lo que prueba la expansión de la economía financiera, muy superior a la economía real. Ello demuestra a su vez que la economía española ha ido perdiendo, en términos relativos, peso en materia de actividad productiva y ganándolo en activos financieros.

Esta gran expansión financiera se ha debido en gran parte a una expansión significativa de los agentes económicos. Fundamentalmente deuda privada de las sociedades no financieras, seguido de las instituciones financieras, después las familias y a continuación el sector público. En concreto, la deuda total por lo que respecta a los valores distintos de acciones, su saldo vivo de préstamos a finales de 2009 ascendía a 4.1 billones de euros, o lo que es lo mismo un 400% del PIB.

La explicación a este proceso es bastante simple. La economía española ha experimentado un proceso de inversión en capital fijo por un lado, que ha sido fundamenalmente inmobiliario y sufragado casi íntegramente mediante el endeudamiento. Pues la capacidad de financiación de las familias comienza a ser negativa a partir de 2002. Al mismo tiempo, aunque las empresas no financieras empiezan antes, éstas han utilizado este proceso progresivo de abaratamiento de la financiación para acometer proyectos de inversión e internacionalización de las principales empresas, lo que ha necesitado una ingente cantidad de fondos prestables con un origen mayoritariamente bancario, pues el recurso a los mercados de capitales sigue siendo todavía menor en comparació con otros países de nuestro entorno.

Esto nos lleva a que los activos financieros netos son claramente negativos, lo que indica que nuestra necesidad de ahorro externo ha sido creciente hasta abarcar un 10% del PIB en 2009. Algo por otro lado innato a la economía española desde 1996 aproximadamente, y que nos sitúa en una situación lo sificientemente delicada como para analizar los esfuerzos que se necesitan con tal de ganar de nuevo la confianza de los mercados. Lo cual parece que se está consiguiendo y permite transmitir una buena imagen del estado de salud del euro, esa moneda de la que todos dependemos.

Lorenzo Dávila. A vueltas con el sobreendeudamiento. Negocio, 28 de julio de 2010.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: